La función de un experto en Coaching Nutricional

coaching nutricional

La función de un experto en Coaching Nutricional

En las últimas décadas hemos pasado de una dieta mediterránea saludable y un ritmo tranquilo, a la comida rápida y el estrés como estilo de vida, con todas las consecuencias que esto conlleva.

Vivimos en una sociedad que aumenta cada año su índice de obesidad y sobrepeso, a lo que hay que sumar el sedentarismo, las comodidades y la falta de ejercicio físico. Estar delgado ya no es solo una cuestión de estética marcada por los cánones de la belleza, sino que para muchos ya es un tema serio de salud, pero perder esos kilos de más no siempre es tarea fácil.

La visita a un nutricionista que elabore una dieta acorde a las necesidades y características del paciente para muchos no es suficiente, ni efectiva, si luego no se tiene la capacidad de cumplirla. Es ahí cuando entra en juego el trabajo de un experto en Coaching Nutricional.

El Coaching ayuda o facilita el desarrollo potencial de las personas para que puedan descubrir sus metas y lograr sus objetivos de cualquier índole, siempre que éstos sean lógicos, razonables y alcanzables. Sobretodo en aquellos casos más difíciles en los que los pacientes están desorientados, desanimados, se resisten a cambiar o no encuentran motivación.

En el ámbito de la nutrición, el coaching, mediante las habilidades de comunicación, motivación y actuación, trabaja para conseguir que el paciente alcance sus metas u objetivos fijados en cuanto a hábitos alimentarios marcados por el dietista o nutricionista. Los factores externos que nos rodean y las debilidades propias de cada uno pueden poner barreras en la consecución de esos retos establecidos. Si además se suman, unos hábitos de alimentación poco saludables y un estilo de vida acelerado, entre otros factores, el resultado puede ser decepcionante.

La figura del coach es la de empatizar con el paciente, ayudarlo, guiarle y aportarle claridad y soluciones a las dificultades que pueda tener en relación con la comida, además de mejorar la salud y la pérdida de peso.

Un coach nutricional no sustituye al nutricionista o dietista titulado y experto en alimentación, sino que lo complementa con la finalidad de que el paciente alcance el objetivo establecido. De hecho se aconseja desconfiar de un coach que elabore dietas sin tener buena formación en nutrición.

Actualmente la formación en coach nutricional es recibida por muchos profesionales que desean utilizar la metodología del coaching para ayudar a los clientes a mejorar su alimentación, perder peso, eliminar hábitos y conductas perjudiciales, mejorar tanto el estado físico y como el anímico, e incluso detectar y gestionar las emociones que impiden cumplir con éxito el objetivo nutricional propuesto.

Son muchos ya los centros de salud que cuentan entre su personal con especialistas en “health coaching”, que ayudan al paciente a adquirir habilidades de autogestión en relación con sus problemas dietéticos y de salud, y afrontar los retos o superar los conflictos.

En mi consulta, como experto nutricional titulado, te ofrezco mis servicios de coaching para acompañarte en ese proceso de cambio que anhelas, estudiando tus necesidades y tus características físicas, no solo podré establecer la dieta que mejor se ajusta a ti, sino que además te ayudaré a cumplir tus objetivos con éxito. Descubrirás una nueva manera de comer de forma saludable y que podrás mantener y disfrutar durante toda la vida en vez de ser algo temporal.

 

No Comments

Publicar un comentario